10 trucos y consejos para evitar las puntas abiertas – Infografia

1
10 trucos y consejos para evitar las puntas abiertas – Infografia
6 votos - 3.5

Intentamos evitar los daños por nuestros alisadores y rizadores protegiendo nuestro cabello con productos de protección termal, acondicionando profundamente nuestras puntas, e incluso aplicando acondicionadores y cremas adicionales a nuestro cabello húmedo antes de secarnos. Pero de alguna manera, y no sabemos como, las molestas puntas abiertas aún logran meterse en nuestro cabello.

Si te sientes frustrada del hecho que un producto caro aparentemente no sirve, podrías probar a revisar tu forma de manejar tu cabello durante el día a día. ¡No trabajes activamente en contra de estos productos solo por ser víctima de estos (fácilmente arreglables) 10 errores! Y quién sabe, tal vez evitar las puntas abiertas se convierta en una práctica bastante sencilla durante tu rutina diaria.

cabello-puntas-abiertas-infografia

1Lava tu cabello cada dos días

Estamos 100% seguros de que la importancia de la higiene puede ser evidente. ¡Por supuesto que queremos que te bañes! Pero, a veces enrollar tu cabello en un moño y saltar para una ducha rápida está perfectamente bien y, en realidad, ¡es muy saludable! Lavar tu cabello interdiariamente permite a tu cuerpo reparar tu cabello con sus propios aceites naturales, dejando tu cabello suave, fuerte y protegido. Puede que incluso te sorprendas al descubrir que algunos estilos funcionan mejor con una ducha cada dos o tres días.

2Péinate correctamente

En primer lugar, elige sabiamente el tipo de cepillo a usar – para el cepillado diario, usa un cepillo de paleta con puntas flexibles. Esto desenredará con facilidad tu cabello. Ten cuidado – los cepillos con cerdas de plástico duro pueden rasgar tu pelo si se utiliza para el cepillado diario normal sobre el pelo anudado. Debes usarlo correctamente.

¡NO agarres el cepillo y tires hacia abajo desde la raíz! Hacer esto hará que todos los nudos del cabello terminen abajo en un gran nudo. En lugar de ello, trabaja desde la punta a la raíz. Cepilla con cuidado a través de las puntas primero y luego trabaja lentamente hasta la sección media. En una última cepillada, puedes tirar del cepillo por toda la longitud del pelo.

3Usa shampoo sólo en el cuero cabelludo

No agrupes todo tu cabello en una gran pila en la parte superior de la cabeza y comiences a restregar a lo loco. En su lugar, deja tu pelo suelto, haz espuma con el shampoo y aplícala en el cuero cabelludo, luego deja que la espuma corra por tu cabello mientras enjuagas el shampoo hacia fuera del drenaje.

4Usa acondicionador en las puntas

Siempre debes usar acondicionador. Asegúrate de aplicarlo en las puntas de tu cabello, y déjalo allí por dos minutos. Al momento de enjuagar tu cabello, no enjuagues completamente el acondicionador. (Claro, enjuaga la mayoría –la idea tampoco es tener el pelo grasoso.)

5Secado con toalla

No restriegues y frotes una toalla por todos lados contra tu cabello –esto puede causar que este se doble y enrede de formas no naturales, causando rompimiento. En su lugar, enrolla una toalla alrededor de tu cabello y exprime distintos sitios para deshumedecer el cabello.

6Cabello mojado con peine de dientes anchos

Como sabemos por el consejo cinco, el pelo mojado es muy vulnerable a los daños. Por desgracia, el cepillado por lo general es inevitable si planeas incorporar cualquier estilo. Para tener la mayor amabilidad posible a tu sensible cabello, invierte en un peine de dientes anchos para usar en la ducha. A diferencia de un cepillo normal con una gruesa cabeza de cerdas, el peine de dientes anchos se desliza por el cabello suavemente y hace tu cabello más suelto sin necesidad de romperlo mucho.

7Peinado con secadora

Si tu secadora es la única forma de peinado por calor que posees, haz tu mejor esfuerzo por no aplicar calor directamente en tus puntas a no ser que sea completamente necesario. Una vez que las raíces estén secas, debes llevar el secador a través de tus puntas con un cepillo.

8Plancha

Si estás planchándote el cabello, siempre usa un cepillo o peine como guía para prevenir planchar un cabello en una posición arrugada o doblada. Recoge la parte que esté lista para planchar, corre un cepillo hacia abajo en tu cabello, y coloca la plancha directamente detrás del cepillo. Esto alinea el pelo en una dirección y reduce el riesgo de enderezar un mechón de pelo en una posición arrugada o doblada, que al instante podía romperlo o causar daños y puntas abiertas.

9Rizadora

Si estás usando una rizadora, nunca comiences en las puntas yendo hacia abajo, pues hace que la mayor cantidad de calor, se mantenga en el punto más débil del cabello (las puntas) por un período largo de tiempo –y no queremos eso. En su lugar, hazlo al revés. Comienza en la raíz, y ve hacia arriba. De esta forma, puedes asegurarte que las puntas solo reciban un poco de calor, el cual es el necesario.

10Cortar

Inevitablemente, necesitarás cortarte las puntas en algún momento. Pero si se maneja con cuidado, no tendrás que hacerte eso con tanta frecuencia. . Un cuidado propio puede evitar una visita al peluquero a cerca de seis o ocho semanas, tal vez más. Solo ten cuidado. Si tienes una punta abierta, sin embargo, agarra un par de tijeras y deshazte de ella de inmediato. Si no lo hace, podría dividirse hasta la raíz, causando aún más daños.

Fuente: www.sheknows.com

1 COMENTARIO

  1. 14 Infografías para cuidar el pelo que toda mujer agradecerá | YUV & Co. l STYLE l Salon

    […] SheKnows/DecorandoUñas / Via xn—decorandouas-jhb.com […]

Dejar una respuesta