¿Quieres bajar de peso sin ser engañada? Tienes que leer esto!

8
¿Quieres bajar de peso sin ser engañada? Tienes que leer esto!
3 votos - 5

¿Estás buscando una manera rápida y sencilla para perder peso? No estás sola. Se estima que sólo en Estados Unidos 50 millones de personas se someterán a una dieta en este año, y mientras que algunos lograrán bajar de peso, serán muy pocos –quizá el 5 por ciento– los que lograrán mantener su peso a largo plazo. La razón del bajo índice de éxito es que muchas personas buscan soluciones rápidas y sencillas para sus problemas de sobrepeso.

Bajar de peso sin ser engañada
Tips y consejos para bajar de peso sin ser engañada y cuidar tu salud

Les resulta difícil creer que no exista un método para bajar de peso sin esfuerzo en esta época de innovaciones científicas y milagros médicos. Así que sucumben a las promesas fáciles como “Coma todo lo que quiera y pierda peso” o “¡Derrita la grasa mientras duerme!“. Invierten sus esperanzas (y su dinero) en todo tipo de píldoras, pociones, aparatos, y programas que les prometen un futuro feliz con una figura esbelta.

El negocio de la pérdida de peso es una industria en expansión. Los norteamericanos gastan unos 30 billones de dólares por año en todo tipo de programas y productos dietéticos, incluyendo alimentos y bebidas de dieta. Tratar de evaluar todas estas promesas –a menudo engañosas, no comprobadas, o simplemente falsas– puede ser un proceso confuso y costoso, pero aquí le ofrecemos datos reales que subyacen a dichas promesas para ayudarle a evitar los fraudes y alentarlo a considerar con cuidado los costos y consecuencias de las decisiones que toma respecto a sus dietas.

industria pastillas perder de peso
Solo en Estados unidos se gastan 30 billones de dolares anuales en dietas

Datos acerca de la pérdida de peso

La obesidad puede tener consecuencias graves para la salud. Éstas incluyen un aumento en el riesgo de sufrir enfermedades cardiacas, alta presión sanguínea, diabetes, cálculos biliares, y algunas formas de cáncer. Perder peso puede ayudar a reducir estos riesgos. He aquí algunos puntos generales que debes recordar: cualquier promesa de pérdida de peso sin esfuerzo es falsa. El único método comprobado para bajar de peso es reducir el número de calorías que ingieres o incrementar el número de calorías que quemas con el ejercicio. La mayoría de los expertos recomiendan una combinación de ambos. Las dietas de muy pocas calorías tienen sus riesgos y sólo se deben seguir bajo supervisión médica.

Estas dietas sin supervisión médica te pueden privar de importantes nutrientes y son potencialmente peligrosas. Las dietas de moda rara vez tienen efectos permanentes. Los cambios repentinos y radicales en sus patrones alimenticios son difíciles de mantener por mucho tiempo. Además, las llamadas “dietas de hambre” a menudo atrapan a la persona en un ciclo de pérdida rápida de peso, seguida por un “rebote” que le hace aumentar de peso una vez que vuelve a comer con normalidad, y que le implicará mayores dificultades para reducir al empezar la siguiente dieta. Bajar de peso sin riesgos y no volver a subir los kilos perdidos, requiere de cambios a largo plazo en los hábitos alimenticios y de ejercicio.

Muchos expertos recomiendan una meta perdiendo medio kilo por semana. Una reducción modesta de 500 calorías por día es suficiente para alcanzar esta meta, ya que se requiere de una reducción total de 3 mil 500 para perder medio kilo de grasa. Una manera importante de bajar su ingesta de calorías es aprender y poner en práctica hábitos alimenticios saludables. En busca de “la varita mágica”.

Algunas personas que hacen dieta ponen sus esperanzas en píldoras y cápsulas que prometen “quemar”, “bloquear”, “lavar” o de alguna forma eliminar la grasa del sistema, pero la ciencia aún no encuentra una “varita mágica” de bajo riesgo para bajar de peso. Algunas píldoras pueden ayudar a controlar el apetito, pero tienen graves efectos secundarios. (Las anfetaminas, por ejemplo, son altamente adictivas y pueden tener un impacto adverso en el corazón y el sistema nervioso central.) Otras píldoras son totalmente inútiles.

Cuídate especialmente de esto

La Comisión Federal de Comercio de Estados Unidos (FTC) y varios fiscales estatales han tenido éxito en demandas interpuestas en contra de los comercializadores de píldoras que prometen absorber o quemar grasa. La Administración de Alimentos y Drogas (FDA) ha prohibido 111 ingredientes encontrados en productos dietéticos de venta al público sin receta médica. Ninguna de estas sustancias, que incluyen alcohol, cafeína, dextrosa, y resina guar, han resultado ser efectivas para la pérdida de peso o el control del apetito. Cuídate de los siguientes productos que son promocionados como maravillas para la pérdida de peso:

Parches dietéticos

Su seguridad y efectividad no han sido comprobadas. La FDA ha confiscado millones de estos productos de los fabricantes y promotores. Bloqueadores de grasa: Pretenden absorber físicamente la grasa e interferir mecánicamente con la grasa que ingiere la persona. Bloqueadores de almidón: Prometen bloquear o impedir la digestión de los almidones. No sólo no ha sido comprobada esta promesa, sino que los usuarios se han quejado de náuseas, vómitos, diarrea y dolor de estómago.

Píldoras dietéticas “magnéticas”

Supuestamente “lavan la grasa sacándola del cuerpo”. La FTC ha interpuesto acción legal en contra de varios de los comercializadores de estas píldoras.

Glucomannan

Se anuncia como “El secreto de pérdida de peso que ha estado en Oriente por más de 500 años”, pero existe poca evidencia que apoye la efectividad de esta raíz como producto para bajar de peso.

Los que “llenan”

Algunos productos que incrementan el volumen o crean sensación de satisfacción, como los hechos a base de fibra, pueden absorber líquidos y expandirse en el estómago, reduciendo el hambre pueden ser dañinos, causando obstrucciones en los intestinos, el estómago o el esófago. La FDA ha tomado acción legal en contra de varios promotores que contienen esta resina.

Espirulina

Especia de alga azul-verde no ha sido comprobada como efectiva para la pérdida de peso.

Pastillas bajar de peso
Las pastillas mágicas para bajar de peso NO EXISTEN!

Aparatos y accesorios falsos

Los aparatos fraudulentos para la pérdida de peso van desde aquéllos que son simplemente inútiles hasta lo que son un peligro real para su salud. En el mejor de los casos, son un desperdicio del dinero que usted ganó con tanto esfuerzo. Algunos aparatos falsos que han sido comercializados a lo largo de los años incluyen:

Estimuladores eléctricos de músculos

Tienen un uso legítimo en los tratamientos de terapia física, pero la FDA ha retirado varios del mercado porque fueron promocionados como producto para la pérdida de peso y la tonificación de los músculos. Cuando se usan incorrectamente, los estimuladores pueden ser peligrosos, causando shocks eléctricos y quemaduras.

Anteojos supresores del apetito

Tienen vidrios de color que pretenden proyectar una imagen a la retina que reduce el deseo de comer. No hay evidencia de que funcionen.

Aretes mágicos para la pérdida de peso

Pretenden estimular los puntos acupunturistas que controlan el hambre, no han sido comprobados como efectivos.

Dietas a montón

Aproximadamente 8 millones de norteamericanos se suscriben cada año en algún tipo de programa estructurado para la pérdida de peso que incluye dietas líquidas, regímenes dietéticos especiales, o la supervisión médica o de otro tipo. En 2015, más de 500.000 centros para la pérdida de peso estaban operando en todo el país; los dueños de muchos de estos centros eran unas seis empresas nacionales de renombre. Antes de inscribirse en un programa, debes saber que de acuerdo con los estudios publicados, son relativamente pocos los participantes que logran mantener su peso en el largo plazo.

Recientemente, la FTC (siglas de Federal Trade Commission, es el organismo encargado de regular la publicidad) interpuso acción legal en contra de varias empresas por sus promesas de pérdida y mantenimiento de peso. Antes de inscribirte en una dieta, estas son las preguntas que puedes hacer al proveedor: ¿Cuáles son los riesgos para la salud?, ¿Qué información me puede mostrar, que me compruebe que su programa en realidad funciona?, ¿Mantienen los clientes su peso después de dejar el programa?, ¿Cuáles son los costos por membresía, cuotas semanales, alimentos, complementos, mantenimiento y asesoría?, ¿Cuáles son los plazos para hacer los pagos?, ¿El seguro de gastos médicos cubre algunos de estos costos?, ¿Me reembolsan mi dinero si abandono el programa?, ¿Tiene un programa de mantenimiento?, ¿Es parte del paquete o tiene un costo adicional?, ¿Qué tipo de supervisión profesional proporcionan?, ¿Cuáles son los requisitos del programa?, ¿Hay menús o alimentos especiales, sesiones de asesoría o programas de ejercicios?.

Pistas para detectar un fraude

Es importante que los consumidores actúen con prudencia frente a promesas que suenan demasiado buenas para ser ciertas. Cuando se trata de proyectos de pérdida de peso, los consumidores deben ser especialmente escépticos ante promesas que tengan palabras o frases como:

  • Fácil.
  • Sin esfuerzo.
  • Mágico.
  • Adelanto científico.
  • Nuevo descubrimiento.
  • Exótico.

Tips para mantener su peso

Puede que no sea posible bajar de peso sin esfuerzo, pero no tiene que ser complicado. Para lograr resultados de largo plazo, conviene evitar planes “milagrosos” y regímenes complejos. Enfócate a hacer cambios moderados a su rutina diaria. Una dieta saludable y balanceada acompañada de ejercicio periódico son las claves para mantener su peso ideal. Si bien la ciencia de la nutrición está en constante evolución, he aquí algunos lineamientos generales para bajar de peso:

  • Consulta con su médico o dietista, u otro profesional de la salud calificado para determinar su peso corporal ideal. Come porciones más pequeñas y varíe sus alimentos.
  • Come muchos alimentos con un alto contenido natural de fibra: fruta, verduras, leguminosas, y granos integrales.
  • Limita las porciones con un alto contenido de grasas: productos lácteos como el queso, mantequilla, y leche entera, carne roja, pasteles y repostería.
  • Haz ejercicio cuando menos tres veces por semana.

Y por ultimo recuerda, lo más importante y quizás lo más difícil es que aprendas a aceptarte tu misma y cuidar tu salud sobre tu apariencia.