Recetas caseras para controlar efectivamente la diabetes

0
Recetas caseras para controlar efectivamente la diabetes
1 voto - 5

La diabetes mellitus, es definida como un síndrome que agrupa una serie de trastornos metabólicos, vinculados entre sí, por la presencia de elevados niveles de azúcar en la sangre (hiperglucemia), de forma persistente. Existen 3 tipos de diabetes mellitus: diabetes mellitus tipo 1, que se caracteriza por una destrucción absoluta de las células tipo B del páncreas, haciendo ineficiente la síntesis y liberación de insulina; la diabetes tipo 2, se basa en la degeneración progresiva de la producción de insulina así como la aparición de una resistencia a su acción a nivel de los tejidos; y la diabetes gestacional, un tipo de diabetes que aparece solo en mujeres embarazadas. Esta enfermedad es propuesta como uno de los problemas de salud pública más graves en la actualidad, junto con la hipertensión arterial, la obesidad y el cáncer.

Diabetes

Los síntomas característicos de esta condición, son el aumento en la frecuencia de la emisión de orina, aumento anormal del hambre, aumento anormal en la sed (polidipsia) y pérdida progresiva de peso sin causa aparente, a pesar de la polifagia.

La diabetes mellitus tipo 1 o insulino-dependiente, es considerada una enfermedad autoinmune, cuya causa parece radicar en la herencia genética y factores ambientales. Este tipo de trastorno suele iniciar en la infancia, produciéndose en personas jóvenes, menores de 30 años. Su fisiopatología se basa en la destrucción de las células B del páncreas, células encargadas en la producción de insulina. Por lo tanto, las personas con diabetes mellitus tipo 1, no producen insulina en lo absoluto.

La diabetes tipo 2 es más frecuente que la anterior, y parece deberse a una serie de factores del estilo de vida, entre los que destacan principalmente la obesidad. Este tipo de diabetes se caracteriza, porque la persona sí produce insulina, pero los receptores ubicados en sus tejidos y órganos están dañados, por lo cual no la reconocen. La diabetes tipo 2 es más frecuente en personas mayores de 40 años, pero cada vez aparece en individuos más jóvenes.

Ambos tipos de diabetes, con el paso del tiempo pueden provocar daños estructurales severos, si no son controladas. La diabetes puede dañar los tejidos oculares, renales, cerebrales, etc. disminuyendo en gran medida la calidad de vida el individuo que la padece y su familia.

A continuación te expondremos algunas recetas caseras para controlar efectivamente la diabetes:

1. Nopal:

Según estudios, esta fruta es uno de los alimentos naturales más efectivos para tratar la diabetes. El nopal es una excelente fuente de vitaminas, calcio, antioxidantes y fibra, por lo cual ayuda en gran medida a aumentar los niveles y sensibilidad a la insulina, regulando los niveles de azúcar en la sangre. Realiza un remedio natural con nopal, mezclando en la licuadora un nopal mediano previamente lavado y picado en cubos, un vaso de agua, jugo de limón y una cucharada de miel. Bebe el jugo resultante sin colarlo. Toma el jugo de nopal 30 minutos antes de comer. Una variante esta receta es agregar perejil y linaza a la mezcla, para potenciar los efectos hipoglucemiantes de este jugo. Bebe este jugo cada 3 días.

2. Linaza:

Este producto ayuda en gran medida a metabolizar mejor la azúcar en la sangre, por lo cual ayuda a controlar la diabetes. Esto se debe a su alto contenido en fibra, por lo cual también favorece la actividad intestinal y digestiva. Agrega 2 cucharadas de linaza en polvo a tu cereal, agua o jugo 1 vez al día, todos los días.

3. Eucalipto:

Aparentemente esta hierba, es efectiva para controlar los niveles de azúcar en la sangre, así como para favorecer el peristaltismo intestinal. Realiza una infusión colocando un puñado de hojas de eucalipto en una olla con agua hirviendo, deja hervir por 10 minutos, espera que enfríe y bebe una taza diaria de este té.

4. Canela:

Según expertos en el tema, el consumo diario de una cucharadita de canela, ayuda a reducir los niveles de azúcar en la sangre, y el riesgo de hipertensión arterial en personas diabéticas, evitando múltiples complicaciones características de esta enfermedad. Puedes agregarla a alguna fruta como la manzana, y comerla en forma de merienda 1 vez al día.

Dejar una respuesta